Integración y contratación laboral de personas discapacitadas

 
EXTRACTO GRATUITO

Con fundamento en el mandato que el art. 49 de la Constitución Española (CE) incorpora de reconocimiento a la dignidad que les es propia, a los disminuidos en sus capacidades físicas, psíquicas o sensoriales para su completa realización personal y su total integración social, y a los disminuidos profundos para la asistencia y tutela necesarias, se promulgó en su día la Ley 13/1982, de 7 de abril, de Integración Social de los Minusválidos derogada por el Real Decreto Legislativo 1/2013, de 29 de noviembre, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley General de derechos de las personas con discapacidad y de su inclusión social la cual afirma que respecto a éstos es obligación del Estado la prevención, los cuidados médicos y psicológicos, la rehabilitación adecuada, la integración laboral, la garantía de unos derechos económicos, jurídicos, sociales mínimos y la Seguridad Social (SS). Esta Ley es constituye el origen de toda una serie de medidas legislativas tendentes a compensar, paliar y en la medida de lo posible resolver los problemas que afectan a los discapacitados fomentando la plena integración de los trabajadores discapacitados en el sistema productivo, mediante la fórmula especial de trabajo protegido.

Contenido
  • 1 Integración socio-laboral de las personas discapacitadas
  • 2 Centros especiales de Empleo para personas discapacitadas
  • 3 Régimen jurídico de la relación laboral especial de las personas discapacitadas en los Centros Especiales de Empleo
  • 4 Capacidad para contratar y acceso al empleo de las personas discapacitadas
    • 4.1 Capacidad para contratar de las personas discapacitadas
    • 4.2 Acceso al empleo de las personas discapacitadas
  • 5 Contrato indefinido de personas con discapacidad
    • 5.1 Requisitos de los trabajadores para el contrato indefinido de personas con discapacidad
    • 5.2 Requisitos de la empresa para el contrato indefinido de personas con discapacidad
    • 5.3 Incentivos para la contratación laboral de personas discapacitadas
    • 5.4 Obligaciones de la empresa para el contrato indefinido de personas con discapacidad
  • 6 Contrato indefinido de personas con discapacidad en centros especiales de empleo
    • 6.1 Requisitos de los trabajadores
    • 6.2 Requisitos de la empresa
    • 6.3 Contenido del contrato indefinido de personas con discapacidad
    • 6.4 Salario y garantías salariales en el contrato indefinido de personas con discapacidad
    • 6.5 Jornada, Vacaciones y Permisos del contrato indefinido de personas con discapacidad
    • 6.6 Modificación, suspensión y extinción del contrato
    • 6.7 Incentivos de la contratación indefinida en los centros especiales de empleo
  • 7 Normativa
  • 8 Ver también
  • 9 Recursos adicionales
    • 9.1 En Formularios
    • 9.2 En doctrina
  • 10 Legislación básica
  • 11 Legislación citada
Integración socio-laboral de las personas discapacitadas

Con el objetivo de lograr esta integración de los discapacitados en las empresas, se establecen una serie de medidas, art. 42, RD Legislativo 1/2013 :

1) Reserva de puestos de trabajo en las empresas. Todas las empresas (privadas ó públicas) de más de 50 trabajadores fijos, tendrán la obligación de tener, como mínimo, el 2 por 100 de su plantilla cubierta con personas discapacitadas.

El cómputo de este porcentaje se realiza sobre la plantilla total de la empresa, cualquiera que sea el número de centros de trabajo y cualquiera que sea la forma de contratación laboral que vincule a los trabajadores con la empresa.

A efectos del cómputo del 2% de trabajadores con discapacidad en empresas de 50 o más trabajadores, se tienen en cuenta las siguientes reglas, Disposición Adicional Primera del Real Decreto 364/2005, de 8 de abril, por el que se regula el cumplimiento alternativo con carácter excepcional de la cuota de reserva en favor de los trabajadores con discapacidad :

a) El período de referencia son los 12 meses inmediatamente anteriores, durante los que se obtiene el promedio de empleados, incluidos los contratados a tiempo parcial, en la totalidad de los centros de la empresa.

b) Los trabajadores con contratos de duración determinada superior a un año computan como trabajadores fijos de la plantilla.

c) Los contratos de hasta un año de duración se computan en función de los días trabajados en el período de referencia en la forma siguiente:

  • cada 200 días trabajados o fracción (incluidos días de descanso semanal, días festivos y vacaciones anuales) se computan como un trabajador más.
  • Si el cociente de dividir por 200 el número de días trabajados resulta superior al número de trabajadores que se computan, se tendrá en cuenta, como máximo, aquel número total de trabajadores computados.

2) Subvenciones y préstamos para la adaptación de los puestos de trabajo y supresión de barreras arquitectónicas en los centros de trabajo.

3) Ayudas para su establecimiento como trabajadores autónomos.

4) Subvenciones y bonificaciones en las cuotas de la SS.

5) La promoción de cooperativas, especialmente de trabajo asociado.

En los convenios colectivos pueden establecerse los puestos de trabajo reservados a personas con discapacidad. Se considera nula cualquier cláusula que suponga, en contra de estos trabajadores, discriminación en el empleo, en materia de retribuciones, jornadas y demás condiciones de trabajo.

Centros especiales de Empleo para personas discapacitadas

Son aquellos centros de trabajo cuyo objetivo principal sea el de realizar un trabajo productivo, participando regularmente en las operaciones de mercado y, teniendo como finalidad, el asegurar el empleo remunerado y la prestación de servicios de ajuste personal y social de sus trabajadores discapacitados. Su finalidad consiste en facilitar un empleo remunerado a las personas discapacitadas, articulándose como medio de integración de aquéllas en el mercado de trabajo, art. 1, RD 2273/1985 .

El régimen legal de estos centros viene regulado en el Real Decreto 2273/1985, de 4 de diciembre, por el que se aprueba el Reglamento de los Centros Especiales de Empleo definidos en el artículo 42 de la Ley 13/1982, de 7 de abril, de Integración Social del Minuválido .

Régimen jurídico de la relación laboral especial de las personas discapacitadas en los Centros Especiales de Empleo

El régimen jurídico aplicable a esta relación laboral se rige por el Real Decreto 1368/1985, de 17 de Julio, por el que se regula la relación laboral de carácter especial de los minusválidos que trabajen en los centros especiales de empleo .

Están incluidos como trabajadores ( art. 2, Real Decreto 1368/1985 ), aquellas personas con una discapacidad en grado igual o superior al 33 por 100 que conlleve una merma en su capacidad de trabajo igual o superior a dicho porcentaje, y presten servicio en los centros especiales de empleo. La determinación del grado de discapacidad se llevará a cabo por los equipos multiprofesionales mediante resolución motivada.

También están incluidos los pensionistas de la Seguridad Social que tengan reconocida una pensión de incapacidad permanente en el grado de total, absoluta o gran invalidez, o pensionistas de clases pasivas que tengan reconocida una pensión de jubilación o de retiro por incapacidad permanente para el servicio o inutilidad.

En cualquier caso, deberán estar inscritos en el Servicio Público de Empleo y no deben haber estado vinculados a la empresa, grupo de empresas o entidad los 24 meses anteriores a la contratación mediante un contrato por tiempo indefinido.

Quedan excluidos del ámbito de aplicación de esta normativa ( art. 1, Real Decreto 1368/1985 ):

  • los trabajadores que hayan finalizado su relación laboral de carácter indefinido en un plazo de 3 meses previos a la formalización del contrato, excepto en el supuesto previsto en el art. 8.2 de la Ley 43/2006, de 29 de diciembre .
  • esta exclusión no será de aplicación cuando se trate de trabajadores con especiales dificultades para su inserción laboral. Existen dichas especialidades en los casos de personas con parálisis cerebral, personas con enfermedades mentales o personas con discapacidades intelectuales, con un grado igual o superior al 33%. También se incluirán personas con discapacidad física o sensorial, con un grado de discapacidad igual o superior al 65%.
Capacidad para contratar y acceso al empleo de las personas discapacitadas Capacidad para contratar de las personas discapacitadas

Como sujeto-trabajador, pueden concertar el contrato de trabajo ( art. 3, Real Decreto 1368/1985 ):

1) Los discapacitados que tengan plena capacidad de obrar según el Código Civil (CC) , es decir:

  • Mayores de 18 años.
  • Mayores de 16 años y menores de 18 emancipados por matrimonio, o por concesión de quien ostente la patria potestad.

2) Los que teniendo la capacidad limitada, tengan autorización expresa o tácita para contratar, de quien ostente su representación legal. Tienen capacidad limitada: los mayores de 16 años y menores de 18 no emancipados.

Acceso al empleo de las personas discapacitadas

Las personas discapacitadas que deseen acceder a este tipo de contrato y puesto de trabajo debe hallarse inscrita, como demandante de empleo en el Servicio Público de Empleo Estatal (o del servicio autonómico de empleo correspondiente) que corresponda a su domicilio. ( art. 4, Real Decreto 1368/1985 ).

El Servicio Público de Empleo clasificará a los discapacitados solicitantes en razón al tipo y grado de minusvalía, y al grado de capacidad de trabajo que les haya reconocido el equipo multiprofesional.

Los Centros Especiales de Empleo deberán solicitar de la Oficina de Empleo los trabajadores que deseen contratar, haciendo constar en su oferta:

  • Designación detallada de los puestos a cubrir.
  • Características técnicas de los mismos.
  • Circunstancias personales y profesionales de los trabajadores que los han de cubrir.

Recibida la oferta, la Oficina de Empleo solicitará informe a los equipos multiprofesionales sobre los discapacitados inscritos como solicitantes de empleo, que más se adapten al puesto de trabajo ofertado.

Contrato indefinido de personas con discapacidad Requisitos de los trabajadores para el contrato indefinido de personas con discapacidad

Son requisitos de los trabajadores:

  • Ser trabajador con discapacidad con un grado igual o superior al 33% reconocido como tal por el Organismo competente, o pensionistas de la Seguridad Social que tengan reconocida una pensión de incapacidad permanente en el grado de total, absoluta o gran invalidez, o pensionistas de clases pasivas que tengan reconocida una pensión de jubilación o de retiro por incapacidad permanente para el servicio o inutilidad.
  • Estar inscrito en el Servicio Público de Empleo.
  • El trabajador no debe haber estado vinculado a la empresa, grupo de empresas o entidad en los veinticuatro meses anteriores a la contratación mediante un contrato por tiempo indefinido.
  • Quedan excluidos los trabajadores que hayan finalizado su relación laboral de carácter indefinido en un plazo de tres meses previos a la formalización del contrato, excepto en el supuesto previsto en el artículo 8.2 de la Ley 43/2006, de 29 de diciembre . Las dos últimas exclusiones no se aplicarán cuando se trate de trabajadores con especiales dificultades para su inserción laboral. A estos efectos se considerará que existen dichas especiales dificultades cuando el trabajador esté incluido en alguno de los grupos siguientes:

a) Personas con parálisis cerebral, personas con enfermedad mental o personas con discapacidad intelectual, con un grado de discapacidad reconocido igual o superior al 33 por 100.

b) Personas con discapacidad física o sensorial, con un grado de discapacidad reconocido igual o superior al 65 por 100.

Requisitos de la empresa para el contrato indefinido de personas con discapacidad

Podrán solicitar los beneficios que a continuación se indican las empresas que contraten trabajadores con discapacidad por tiempo indefinido a jornada completa o parcial, así como las cooperativas de trabajo asociado que incorporen trabajadores con discapacidad como socios y cumplan los requisitos siguientes:

  • Hallarse al corriente en el cumplimiento de sus obligaciones tributarias y de Seguridad Social tanto en la fecha de alta de los trabajadores como durante la aplicación de las bonificaciones correspondientes. Si durante el periodo de bonificación existe una falta de ingreso en plazo reglamentario de dichas obligaciones, se producirá la perdida automática de las bonificaciones reguladas en el presente Programa, respecto de las cuotas correspondientes a periodos no ingresados en dicho plazo, teniéndose en cuenta dicho periodo como consumido para el computo del tiempo máximo de bonificación.

Las empresas que hayan extinguido o extingan por despido reconocido o declarado improcedente o por despido colectivo contratos bonificados quedarán excluidas por un período de doce meses de las bonificaciones establecidas en este programa. Las empresas deberán solicitar los trabajadores con discapacidad de la correspondiente Oficina de Empleo.

Incentivos para la contratación laboral de personas discapacitadas

La empresa tendrá una subvención de 3.907 euros por cada contrato celebrado a tiempo completo. Cuando el contrato por tiempo indefinido se concierte a tiempo parcial, la subvención de 3.907 euros se reducirá proporcionalmente a la jornada pactada.

En cuanto a la bonificación de las cuotas empresariales de la Seguridad Social:

Si el contrato se celebra a tiempo completo, la empresa tendrá derecho a las siguientes bonificaciones:

Trabajadores discapacitados sin discapacidad severa: Grupo de edad Hombres Mujeres

Menores de 45 años 4.500 euros/año 5.350 euros/año Mayores de 45 años 5.700 euros/año 5.700 euros/año

Trabajadores discapacitados con discapacidad severa:

Grupo de edad Hombres Mujeres Menores de 45 años 5.100 euros/año 5.950 euros/año Mayores de 45 años 6.300 euros/año 6.300 euros/año

Si la contratación se realiza a tiempo parcial, la cuantía de la bonificación corresponderá a lo establecido en el artículo 2.7 de la Ley 43/2006, de 29 de diciembre , según redacción dada por el artículo 6.D os de la Ley 27/2009, de 30 de diciembre .

La empresa, para poder bonificarse en la cuota empresarial, tendrá que cumplir los requisitos establecidos en la Ley 43/2006, de 29 de diciembre ( art. 5 ).

La subvención para la adaptación de puestos de trabajo, eliminación de barreras o dotación de medios de protección personal hasta 902,00 euros.

También tendrán derecho a una deducción de la cuota íntegra del Impuesto de Sociedades en la cantidad de 9.000 euros por cada persona/año de incremento del promedio de la plantilla de trabajadores con discapacidad igual o superior al 33% o bien 12.000 euros por cada persona/año de incremento del promedio de la plantilla de trabajadores con discapacidad igual o superior al 65%, contratados por tiempo indefinido, y todo ello respecto a la plantilla media de trabajadores con discapacidad del ejercicio inmediatamente anterior con dicho tipo de contrato.

Obligaciones de la empresa para el contrato indefinido de personas con discapacidad

Las empresas beneficiarias estarán obligadas a mantener la estabilidad de estos trabajadores por un tiempo mínimo de tres años y, en caso de cese voluntario, despido procedente o extinción de la relación laboral por causas objetivas deberán sustituirlos por otros trabajadores con discapacidad. En caso de incumplir esta obligación la empresa deberá reintegrar las cantidades correspondientes al periodo de incumplimiento; este reintegro de cantidades debe limitarse a la subvención recibida, no estando obligada a devolver cantidad alguna por las bonificaciones disfrutadas hasta el momento. La devolución de la cantidad correspondiente por la subvención será la parte proporcional al tiempo durante el cual el trabajador no está en la plantilla de la empresa, es decir, el tiempo que resta desde la fecha del cese voluntario, despido procedente o extinción de la relación laboral por causas objetivas. En el supuesto de despido improcedente la devolución será por la totalidad de la cantidad de subvención recibida.

Contrato indefinido de personas con discapacidad en centros especiales de empleo

El contrato de trabajo se formalizará por escrito en el modelo que oficialmente se halle establecido y deberá ser presentado para su registro en la correspondiente Oficina de Empleo en el plazo de los 10 días siguientes al de su celebración. Uno de los ejemplares del contrato será remitido por la Oficina de Empleo al equipo multiprofesional que corresponda, ( art. 5, 6, 7 del Real Decreto 1368/1985 ).

El trabajo que realice el discapacitado en los centros especiales será productivo, remunerado y adecuado a sus características personales. En otro orden, favorecerá su adaptación personal y social, y su posterior integración en el mercado de trabajo.

Los equipos multiprofesionales revisarán, cada dos años como mínimo, a los trabajadores discapacitados a los efectos de valorar el grado de adaptación profesional alcanzado y si la realización de ese trabajo comporta algún riesgo para su salud. Si de la revisión se desprendiera algún riesgo grave para la salud del trabajador, se declararé la inadecuación y el trabajador deberá pasar a ocupar otro puesto adecuado a sus características, dentro de la empresa.

Si no fuera posible el traslado por no haber ningún puesto que se adapte a sus características, cesará en la prestación de servicios, percibiendo la correspondiente indemnización por extinción del contrato, por causas objetivas legalmente procedentes (20 días de salario por año de servicio con un máximo de 12 mensualidades).

Los contratos realizados por los centros especiales de empleo y los trabajadores discapacitados podrán adaptarse a cualquier modalidad de las legalmente vigentes, incluida la de Contrato de Trabajo a Distancia (que deberá ajustarse a lo previsto en el art. 13 del Estatuto de los Trabajadores ) excepto en el caso de que se trate de discapacitados psíquicos, en que esta concreta modalidad contractual se halla vedada.

En el caso de que el contrato realizado sea para la Formación y el Aprendizaje, éste deberá ajustarse a lo dispuesto en el art. 11.2 del Estatuto de los Trabajadores y normas de desarrollo ( Real Decreto 1529/2012, de 8 de noviembre, por el que se desarrolla el contrato para la formación y el aprendizaje y se establecen las bases de la formación profesional dual ), y tendrá las siguientes peculiaridades:

  • La duración máxima del contrato podrá ampliarse previo informe favorable del equipo multiprofesional cuando, debido al grado de minusvalía y demás circunstancias personales y profesionales concurrentes en el trabajador, éste no hubiera alcanzado el nivel mínimo de conocimientos requeridos para desempeñar el puesto de trabajo. En ningún caso el contrato, ampliada su duración, podrá exceder de cuatro años.
  • Los contenidos informativos deberán ser informados favorablemente por el equipo multiprofesional.
  • El tiempo dedicado a la formación teórica podrá alcanzar hasta un límite máximo de dos tercios de la jornada. Si se trata de discapacitados psíquicos, se podrá prescindir del tiempo dedicado a la formación teórica cuando el grado de discapacidad no le permita realizar aquella formación.
  • Respecto a las cotizaciones a la SS, se aplicará el régimen de bonificaciones o exenciones de cuotas que, con carácter general o específico, resulte más beneficioso.
Requisitos de los trabajadores

Son requisitos de los trabajadores:

  • Ser trabajador con discapacidad con un grado igual o superior al 33% reconocido como tal por el Organismo competente, o pensionistas de la Seguridad Social que tengan reconocida una pensión de incapacidad permanente en el grado de total, absoluta o gran invalidez, o pensionistas de clases pasivas que tengan reconocida una pensión de jubilación o de retiro por incapacidad permanente para el servicio o inutilidad. La disminución de la capacidad de trabajo se apreciará poniéndose ésta en relación con la capacidad normal de trabajo de una persona de similar cualificación profesional. La determinación del grado de minusvalía se llevará a cabo por los Equipos multiprofesionales en resolución motivada, aplicándose los baremos establecidos en la correspondiente norma reglamentaria.
  • Estar inscrito en el Servicio Público de Empleo.
  • El trabajador no debe haber estado vinculado a la empresa, grupo de empresas o entidad en los veinticuatro meses anteriores a la contratación mediante un contrato por tiempo indefinido.
  • Quedan excluidos los trabajadores que hayan finalizado su relación laboral de carácter indefinido en un plazo de tres meses previos a la formalización del contrato, excepto en el supuesto previsto en el artículo 8.2 de la Ley 43/2006, de 29 de diciembre .
  • Esta exclusión no se aplicará cuando se trate de trabajadores con especiales dificultades para su inserción laboral. A estos efectos, se considerará que existen dichas especiales dificultades cuando el trabajador esté incluido en alguno de los grupos siguientes:

a) Personas con parálisis cerebral, personas con enfermedad mental o personas con discapacidad intelectual, con un grado de discapacidad reconocido igual o superior al 33 por 100.

b) Personas con discapacidad física o sensorial, con un grado de discapacidad reconocido igual o superior al 65 por 100.

Requisitos de la empresa

Son empresas promovidas principalmente por asociaciones de personas con discapacidad y/o sus familiares, sin perjuicio de que cualquier persona física o jurídica pueda constituir uno. El objetivo principal de estos centros es la integración laboral y por tanto social de personas con discapacidad.

Para obtener la calificación de Centro Especial de Empleo, las empresas deben contar en su plantilla con un mínimo del 70% de trabajadores con discapacidad y solicitar la correspondiente calificación a la administración competente.

Los Centros Especiales de Empleo son empresas cuyo objetivo principal es el de proporcionar a los trabajadores con discapacidad la realización de un trabajo productivo y remunerado, adecuado a sus características personales y que facilite la integración laboral de éstos en el mercado ordinario de trabajo.

Pueden ser creados por las Administraciones Públicas, directamente o en colaboración con otros organismos. Por Entidades, por personas físicas, jurídicas o comunidades de bienes, que tengan capacidad jurídica y de obrar para ser empresarios. Pueden tener carácter público o privado, con o sin ánimo de lucro.

Es indispensable la calificación e inscripción en el Registro de Centros del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE), o, en su caso, en el correspondiente de las Administraciones Autonómicas. La gestión está sujeta a las mismas normas que afectan a cualquier empresa.

Podrán solicitar los beneficios que a continuación se indican los Centros Especiales de Empleo que contraten trabajadores con discapacidad por tiempo indefinida a jornada completa o parcial.

Es indispensable hallarse al corriente en el cumplimiento de sus obligaciones tributarias y de Seguridad Social tanto en la fecha de alta de los trabajadores como durante la aplicación de las bonificaciones correspondientes. Si durante el periodo de bonificación existe una falta de ingreso en plazo reglamentario de dichas obligaciones, se producirá la perdida automática de las bonificaciones reguladas en el presente Programa, respecto de las cuotas correspondientes a periodos no ingresados en dicho plazo, teniéndose en cuenta dicho periodo como consumido para el computo del tiempo máximo de bonificación.

También es requisito de las empresas no haber sido excluidos del acceso a los beneficios derivados de la aplicación de los programas de empleo por la comisión de infracciones muy graves no prescritas, todo ello de conformidad con lo previsto en el artículo 46.2 de la Ley sobre Infracciones y Sanciones en el Orden Social, Texto Refundido aprobado en el Real Decreto Legislativo 5/2000, de 4 de agosto .

Los Centros Especiales de Empleo que hayan extinguido o extingan por despido reconocido o declarado improcedente o por despido colectivo contratos bonificados quedarán excluidas por un período de doce meses de las bonificaciones establecidas en este programa.

Las empresas deberán solicitar los trabajadores con discapacidad de la correspondiente Oficina de Empleo.

Contenido del contrato indefinido de personas con discapacidad

La organización y métodos de trabajo de los centros especiales de empleo serán lo más semejantes posible a la empresa ordinaria, a fin de favorecer la integración del discapacitado en un futuro empleo ordinario, ( art. 8, Real Decreto 1368/1985 ).

Se aplicará la normativa sobre seguridad e higiene, sin perjuicio de la adecuación necesaria de la misma cuando el equipo multiprofesional así lo considere oportuno, debiendo obtener, en este caso, la correspondiente autorización de la Inspección de Trabajo.

El contrato podrá concertarse por tiempo indefinido o por una duración determinada en los supuestos del art. 15 del Real Decreto Legislativo 2/2015, de 23 de octubre, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley del Estatuto de los Trabajadores (TRLET) , ( art. 10, Real Decreto 1368/1985 ).

El equipo multiprofesional determinará si el trabajador necesita un período de adaptación a su puesto de trabajo y las condiciones en que se realizará. En cualquier caso, este período de prueba que respetando los límites máximos que, en su caso, se establezcan en los Convenios Colectivos, no podrá, en todo caso, superar los 6 meses y que deberá ser pactado en el contrato de trabajo.

Se requerirá informe previo del equipo multiprofesional para que el trabajador pueda realizar trabajos de superior o inferior categoría, así como en el caso de ascensos.

Salario y garantías salariales en el contrato indefinido de personas con discapacidad

En cuanto al salario rigen las normas generales, como para el resto de trabajadores, aunque con algunas peculiaridades, ( art. 12, Real Decreto 1368/1985 ):

  • Si se utilizase un sistema de primas o incentivos para lograr mayores rendimientos, hay que tener en cuenta que no se podrán establecer aquellos que supongan un riesgo para la salud o la integridad física o moral del trabajador, a juicio del equipo multiprofesional.
  • Cabe la posibilidad de celebrar un contrato a bajo rendimiento, que es aquél en el cual el trabajador discapacitado, prestando sus servicios durante una jornada de trabajo normal, lo hace con un rendimiento inferior al normal en un 25 por 100, siempre y cuando este rendimiento inferior haya sido constatado por el equipo multiprofesional. Podrá establecerse una disminución del salario correspondiente, hasta un máximo del 25 por 100.

Los trabajadores discapacitados tendrán dos pagas extraordinarias al año, equivalentes cada una de ellas a 30 días de salario.

Jornada, Vacaciones y Permisos del contrato indefinido de personas con discapacidad

En materia de jornada, descansos , fiestas , vacaciones y permisos se estará al régimen general establecido en el art. 37 TRLET , aunque se prohíbe:

  • la realización de horas extraordinarias a estos trabajadores, salvo las necesarias para prevenir o reparar siniestros y otros daños extraordinarios. ( art. 13, Real Decreto 1368/1985 ).
  • la realización de más de 8 horas diarias de trabajo efectivo.

Con previo aviso y justificación, el discapacitado tendrá derecho a 10 días al semestre para, ausentándose del trabajo sin pérdida de remuneración, acudir a tratamientos de rehabilitación, o para acciones de formación o readaptación profesional.

Modificación, suspensión y extinción del contrato

La movilidad funcional , la geográfica o la modificación de las condiciones de trabajo se regirán por el TRLET ( arts. 39, 40 y 41 ), pero en cualquier caso será necesario el informe del equipo multiprofesional. ( Art. 15, 16, 17, Real Decreto 1368/1985 )

La suspensión y extinción del contrato se regirán por lo establecido en el TRLET , salvo en lo relativo a la extinción del contrato de trabajo por causas objetivas legalmente procedentes, supuesto en el cual se aplicarán los siguientes criterios.

Se podrá extinguir el contrato por:

  • Ineptitud del trabajador, conocida o sobrevenida con posterioridad a su colocación y que haya sido constatada por el equipo multiprofesional. La ineptitud existente con anterioridad al cumplimiento del período de adaptación o de prueba no podrá alegarse con posterioridad a dicho cumplimiento.
  • Falta de adaptación del trabajador a las modificaciones técnicas de su puesto de trabajo, siempre que se haya dado un período de adaptación de, como mínimo, 3 meses y haya sido constatado por el equipo multiprofesional. El contrato quedará en suspenso por el tiempo necesario y hasta un máximo de tres meses cuando la empresa, al objeto de capacitar al trabajador para la adaptación de que se trate, ofrezca un curso de reconversión o de perfeccionamiento profesional a cargo del Organismo oficial o propio competente. Durante tal curso de adaptación el trabajador tendrá derecho a percibir el equivalente al salario medio que tuviera consolidado.
  • Faltas de asistencia al trabajo, que sean justificadas e intermitentes y que alcancen el 25 por 100 de los días hábiles en 2 meses consecutivos, o el 30 por 100 en 4 meses discontinuos en un período de 12 meses, siempre que se supere un 5 por 100 de absentismo laboral total en la empresa en los mismos períodos de tiempo. No se computarán como faltas de asistencia, a los efectos del párrafo anterior, las ausencias debidas a huelga legal, por el tiempo de duración de la misma, al ejercicio de actividades de representación legal de los trabajadores, accidentes de trabajo, maternidad, licencias y vacaciones, ni enfermedades o accidente no laboral, cuando la baja haya sido acordada por los servicios sanitarios oficiales y tenga una duración de más de veinte días consecutivos.
  • Cuando existe la necesidad objetivamente acreditada de amortizar puestos de trabajo por alguna de las causas previstas en el art. 51.1 del TRLET y en número inferior al establecido en tal norma, siendo necesario -en todo caso- el informe del equipo multidisciplinar.
Incentivos de la contratación indefinida en los centros especiales de empleo

Las ayudas que pueden recibir consisten en:

1. Para financiar parcialmente proyectos generadores de empleo (creación de centros o ampliación de los mismos. Orden Ministerial de 16 de octubre de 1998).

Subvenciones de:

12.020,24 euros por puesto de trabajo creado con carácter estable, si el CEE supera el 90 por 100 de trabajadores con discapacidad respecto del total de su plantilla o,

9.015,18 euros por puesto de trabajo creado de carácter estable si el número de trabajadores con discapacidad del CEE está comprendido entre el 70 por 100 y el 90 por 100 del total de la plantilla.

Se podrán conceder las subvenciones anteriores siempre que el centro especial de empleo justifique adecuadamente la inversión que implica el proyecto para alguna o alguna de las siguientes acciones:

• Subvención para asistencia técnica (estudios de viabilidad, auditorías…).

• Subvención parcial de intereses de préstamos de hasta 3 puntos de interés.

• Subvención para inversión fija en proyectos de reconocido interés social.

2. Apoyo al mantenimiento de puestos de trabajo en CEE (Orden Ministerial de 16 de octubre de 1998). Las ayudas para el mantenimiento de puestos de trabajo en Centros Especiales de Empleo, consisten en:

• Bonificación del 100 por 100 de la cuota empresarial a la Seguridad Social, incluidas las de accidentes de trabajo y enfermedad profesional y las cuotas de recaudación conjunta.

• Subvenciones del coste salarial por un importe del 50 por 100 del salario mínimo interprofesional. En el caso de contrato de trabajo a tiempo parcial, la subvención experimentará una reducción proporcional a la jornada laboral realizada.

• Subvenciones para adaptación de puestos de trabajo y eliminación de barreras arquitectónicas en una cuantía no superior a 1.803,04 euros por puesto de trabajo.

• Subvención, por una sola vez, destinada a equilibrar y sanear financieramente a los centros especiales de empleo.

• Subvención dirigida a equilibrar el presupuesto de aquellos centros especiales de empleo que carezcan de ánimo de lucro y sean de utilidad pública e imprescindibilidad.

Los Centros Especiales de Empleo podrán recibir asistencia técnica destinada al mantenimiento de puestos de trabajo, pudiendo ser concedida a instancia de parte o de oficio cuando el estudio del expediente así lo demande.

3. Ayudas para las Unidades de Apoyo a la Actividad Profesional.

Se entiende por Unidades de Apoyo a la Actividad Profesional los equipos multiprofesionales, enmarcados dentro de los Servicios de Ajuste Personal y Social de los Centros Especiales de Empleo, que mediante el desarrollo de distintas funciones y cometidos, permiten ayudar a superar las barreras, obstáculos o dificultades que los trabajadores con discapacidad de dichos centros tienen en el proceso de incorporación a un puesto de trabajo, así como la permanencia en el mismo.

Normativa Ver también
→ ver: Salario

Recursos adicionales

Jurisprudencia, Doctrina y Modelos en vLex.com en la voz Minusválidos

Jurisprudencia, Doctrina y Modelos en vLex.com en la voz Minusválidos

Jurisprudencia, Doctrina y Modelos en vLex.com en la voz Trabajadores minusválidos

Jurisprudencia, Doctrina y Modelos en vLex.com en la voz Minusválidos

Jurisprudencia, Doctrina y Modelos en vLex.com en la voz Relación laboral especial de personas discapacitadas en centros especiales de empleo

En Formularios En doctrina Legislación básica

Legislación citada

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA GRATIS