Indemnización especial a tanto alzado por muerte por accidente de trabajo o enfermedad profesional

 
EXTRACTO GRATUITO

La indemnización especial a tanto alzado la encontramos regulada en el artículo 277 de la Real Decreto Legislativo 8/2015, de 30 de octubre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley General de la Seguridad Social y en concordancia con la disposición adicional 1º del Real Decreto 1107/2014, de 26 de diciembre, sobre revalorización de las pensiones del sistema de la Seguridad Social y de otras prestaciones sociales públicas para el ejercicio 2015 , el art. 28 del Orden de 13 de febrero de 1967, por la que se establecen normas para la aplicación y desarrollo de las prestaciones de muerte y supervivencia del Régimen General de la Seguridad Social y los arts. 35 y 38 del Decreto 3158/1966, de 23 de diciembre, por el que se aprueba el Reglamento General que determina la cuantía de las prestaciones económicas del Régimen General de la Seguridad Social y condiciones para el derecho a las mismas ; establece que:

La indemnización especial a tanto alzado, tal y como su nombre indica se trata de una indemnización especial en caso de muerte por accidente de trabajo o enfermedad profesional .

Contenido
  • 1 Beneficiarios y cuantía de la indemnización especial a tanto alzado por muerte por accidente de trabajo o enfermedad profesional
  • 2 Compatibilidades de la pensión de viudedad
  • 3 Compatibilidades de la pensión de orfandad
  • 4 Impedimiento para ser beneficiario de las prestaciones de muerte y supervivencia
  • 5 Suspensión cautelar del abono de las prestaciones de muerte y supervivencia, en determinados supuestos
  • 6 Incremento de las pensiones de orfandad y en favor de familiares, en determinados supuestos
  • 7 Abono de las pensiones de orfandad, en determinados supuestos
  • 8 Recursos adicionales
    • 8.1 En doctrina
    • 8.2 En dosieres legislativos
  • 9 Legislación básica
  • 10 Legislación citada
  • 11 Jurisprudencia citada
Beneficiarios y cuantía de la indemnización especial a tanto alzado por muerte por accidente de trabajo o enfermedad profesional

El cónyuge superviviente, el sobreviviente de una pareja de hecho , los huérfanos y el padre y/o madre cuando no exista ningún familiar con derecho a pensión por muerte o supervivencia, no tengan derecho a pensión en favor de familiares y vivieran a expensas del fallecido.

Las cuantías serán de:

a) En caso de cónyuge, ex cónyuge y sobreviviente de una pareja de hecho, 6 mensualidades de la base reguladora (calculada igual que en la pensión de viudedad). En los casos de separación, divorcio o nulidad nos remitimos al artículo 220, LGSS ( pensión de viudedad ).

b) En caso de huérfanos: una mensualidad. Si no existe cónyuge, ex cónyuge o sobreviviente de una pareja de hecho con derecho a indemnización, las 6 mensualidades correspondientes se distribuyen entre los huérfanos.

c) En caso de padre y/o madre cuando no exista ningún familiar con derecho a pensión por muerte o supervivencia, ni a pensión en favor de familiares y vivieran a expensas del fallecido, la cuantía será de 9 mensualidades en caso de madre o padre y 12 si sobrevivieran ambos.

d) Si el causante fuera pensionista de incapacidad permanente derivada de contingencias profesionales , la indemnización consistirá en las mensualidades correspondientes calculada sobre la cuantía de la pensión que el causante estuviera percibiendo en el momento de su fallecimiento.

En conexión el art. 260.3, LGSS establece que los trabajadores que mueran a consecuencia de accidente de trabajo o enfermedad profesional sin dejar ningún familiar con derecho a pensión, las Mutuas deberán ingresar en la TGSS los capitales en la cuantía necesaria para constituir una renta cierta temporal durante 25 años, del 30% del salario de dichos trabajadores.

El TSJ País Vasco según sentencia número 644/2014 de 01 abril [j 1] sobre indemnización a tanto alzado a favor de los padres del causante por fallecimiento de éste en accidente laboral, cumpliendo los padres el requisito de vivir a expensas del causante, se expone que la única declaración del IRPF habida en el seno familiar fue la conjunta aportada, que hace prueba de las rentas del grupo familiar y que deja constancia de la inexistencia de otras rentas correspondientes a los otros dos hijos del matrimonio.

TSJ Castilla y León Valladolid según sentencia de 10 de abril de 2013 [j 2], sobre denegación de indemnización especial a tanto alzado por causante declarado afecto a una incapacidad total, existiendo falta de relación de causalidad entre la enfermedad profesional y el fallecimiento.

Léase el artículo 230, TRLGSS sobre la imprescriptibilidad del derecho de las prestaciones por muerte y supervivencia, salvo, el auxilio por defunción.

Compatibilidades de la pensión de viudedad

El artículo 223, TRLGSS establece que la pensión de viudedad será compatible con:

En concordancia con el artículo 219, LGSS , si el causante no se encontrase en alta o en situación asimilada a la de alta , la prestación por muerte y supervivencia , pensión de viudedad será incompatible con el reconocimiento de otra pensión de viudedad, en cualquier régimen de la Seguridad Social, salvo que las cotizaciones acreditadas en cada uno de los regímenes se superpongan, al menos, durante 15 años.

Añadir que en cambio, será compatible con el SOVI (Seguro Obligatorio de Vejez e Invalidez), cuando la suma de ambas no supere el doble del importe de la pensión mínima de viudedad para beneficiarios con 65 o más años que esté establecida en cada momento. Si se supera, se disminuirá la cuantía de la pensión del SOVI para no exceder del límite indicado.

Y por último, en cuanto a compatibilidad e incompatibilidad de la pensión de viudedad detallar que la nueva pensión de viudedad que pudiera producirse a consecuencia del fallecimiento del nuevo cónyuge, será incompatible con la pensión de viudedad que se venía percibiendo del matrimonio anterior, en este caso el interesado deberá optar por una de ellas.

El TSJ Islas Canarias, Sta Cruz de Tenerife sentencia número 68/2013 de 31 de enero [j 3] desestima recurso de suplicación sobre incompatibilidad de pensiones entre pensión de viudedad del Régimen General y pensión de jubilación de trabajadores Autónomos.

Se solicita doble pensión de viudedad (una por cada Régimen de los dos cotizados) causada de Jubilado en el RETA que, en su día, suspendió su pensión de jubilación para trabajar, cotizando primero en el RETA y luego en el Régimen General falleciendo en alta en este último Régimen.

La sentencia de instancia se lo deniega razonando que, aunque reuniría los requisitos para ambas, teniendo en cuenta que estaba en alta el causante en el momento de fallecer, establece la incompatibilidad de pensiones de viudedad salvo que hubiere cotizado 15 años en ambos regímenes de forma superpuesta.

Otro ejemplo del tema que nos ocupa es el TSJ Galicia sentencia de 15 de enero de 2004 [j 4] desestimación del recurso de suplicación sobre compatibilidad de pensión de viudedad con pensión de invalidez SOVI

Sin embargo, el incremento al 60% del porcentaje que determina la pensión de viudedad, introducido por el nuevo Real Decreto 900/2018, de 20 de julio , para las personas con 65 o más años, es incompatible con la percepción de otras pensiones públicas españolas o extranjeras. Además, la persona beneficiaria no puede percibir ingresos por la realización de trabajo, ya sea por cuenta propia o ajena, ni recibir rendimientos del capital, de actividades económicas o ganancias patrimoniales, de acuerdo con el concepto establecido para dichas rentas en el IRPF, que en el cómputo anual superen el límite de ingresos establecido en la correspondiente Ley de Presupuestos Generales del Estado para ser beneficiario de la pensión mínima de viudedad.

Compatibilidades de la pensión de orfandad

El 225, LGSS dispone que la pensión de orfandad será compatible con:

a) Cualquier renta de trabajo de quien sea o haya sido cónyuge del causante o pareja de hecho, así como, en su caso, con la pensión de viudedad que perciba.

b) Concretar que cuando se trata de menores de 21 años o mayores que tengan reducida su capacidad de trabajo en un porcentaje valorado en un grado de incapacidad permanente absoluta o gran invalidez será compatible con cualquier renta de trabajo del propio huérfano.

c) En beneficiarios mayores de 21 años no incapacitados será compatible con las rentas de trabajo del propio huérfano cuando resulten inferiores a la cuantía vigente para el SMI en cómputo anual.

Cuando siendo menor de 21 años el huérfano realice un trabajo por cuenta ajena o propia cuyos ingresos superen el límite previsto, la suspensión de la pensión tendrá efectos cuando cumpla 21 años. Asimismo, se podrá recuperar la pensión cuando cese en el trabajo y la pensión recuperada tendrá una retroactividad máxima de tres meses a contar desde la solicitud.

Igual que en la viudedad, si el causante no se encuentra en alta o en situación asimilada al alta, será incompatible con el reconocimiento de otra pensión de orfandad en cualquiera de los regímenes...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA